Camión Entregamos en 24/48h
+ 34 600 41 39 05  •  hola@drinkup.es

Ha nacido un nuevo 6 de julio. En Pamplona es un día gris

Jul 6, 2021 | ¡Y mucho más!

En Pamplona, llueve.

Cae ese “sirimiri”, esa llovizna menuda que parece que no, pero que moja hasta calarte por todos los lados.

Es un día extraño, triste, diría yo. Para los que vivimos aquí, siempre ha sido un día que provoca sentimientos.

Ya, desde una semana antes se notaba la magia de estas fiestas sin igual. En el ambiente en las calles se veía como la gente vivía con ganas esa llegada de las fiestas. Cómo se llenaba Pamplona de turistas, esperando ver esas ropas blancas, mezcladas con el rojo de los pañuelicos y de las fajas. Y con las alpargatas blancas y sus cintas rojas.

De una forma u otra, nadie escapaba al ambiente que se creaba, que, para entenderlo, hay que vivirlo.

Este 6 de julio 2021 es un día gris, y parece que el tiempo se ha levantado así, lloviendo, para acompañarnos en el sentimiento. El cielo llora, y los y las pamplonesas tenemos el corazón triste.

Y, es que, en esta ocasión, el motivo de que no vivamos “los San Fermines” sigue siendo el que lleva trastornándonos la vida durante más de un año. La pandemia causada por el Covid-19, que tantos y tantos disgustos nos está trayendo en todo el mundo.

Hoy, y por segundo año consecutivo, no disfrutaremos del chupinazo, de ese disparo del cohete desde el balcón de la Casa Consistorial, que es la casa de toda la gente de Pamplona. El chupinazo que nos indica el inicio de las fiestas de San Fermín.

Haciendo un poco de historia de las fiestas. Otras suspensiones.

En otros momentos, San Fermín se ha suspendido por motivos de guerras y conflictos bélicos.

Entre 1808 y 1814, por la ocupación francesa.

De 1821 a 1823 por el enfrentamiento entre absolutistas y liberales.

De 1834 a 1838 por la primera guerra carlista y de 1872 a 1875 por la tercera guerra carlista.

En la epidemia a la gripe en 1918 no se suspendieron, lograron subsistir ya que el virus desapareció al llegar el verano. Aunque con el otoño, la gripe volvió a resurgir causando estragos.

También se suspendieron durante la guerra civil, los años 1937 y 1938.

Y algo más cerca del día de hoy, se dieron suspensiones parciales, en 1978 por la muerte de Germán Rodríguez a causa de un disparo de la policía, y el 12 de julio de 1997, por el asesinato de Miguel Ángel Blanco.

Y, por último, ahora, en 2020 y 2021.

La magia de la fiesta.

San Fermín. Pamplona de Julio. Cabezudos

Lo bueno es que los volveremos a vivir. Con más ganas y con más ilusión. Con toda nuestra energía… y los compartiremos con todos y todas las que nos quieran acompañar. Porque, San Fermín, es la fiesta en la calle.

Para mí, el momento más bonito es la mañana del comienzo de la fiesta, el 6 de julio. La ciudad cambia de la noche a la mañana.

Es diferente a cualquier otro día del año. Levantarte y oler el ambiente. Te vistes de blanco, con ese traje que has preparado con tanta ilusión y cariño y sales a la calle. Y, entonces, ves la magia. El blanco inunda las calles, vamos con el pañuelico guardado hasta las 12 de la mañana que se lanza el chupinazo y, entonces, te lo pones y ya no te lo quitarás hasta el día 14 de julio en el pobre de mí.

Cabezudos2

El almuerzo con la cuadrilla, con tu gente. Y, es que, los San Fermines son gastronomía, música en la calle, baile, espectáculos de lo más variados, callejear hasta no poder más, explotar viendo los encierros, vivir los bailes de los gigantes, jugar con los cabezudos y los kilikis, bailar con la música de los gaiteros….

En un ambiente de buena energía, alegre. Ver los artistas en la calle: músicos, estatuas vivientes, payasos, gimnastas, teatro, mimos… de todo lo que quieras imaginar, se puede disfrutar. Por la noche, los fuegos artificiales te sorprenderán. Cada año son mejores y mejores.

Este año, será una vez más, diferente.

Tendremos que cuidarnos y seguir cuidando a la gente que tenemos alrededor, porque cuidándonos a nosotros también cuidamos a los demás.

Por respecto a todos y todas, por el sufrimiento que esta pandemia nos está trayendo, disfrutaremos este año de otra manera.

En otro tipo de actividades y, esperaremos hasta que podamos volver a disfrutarlos.

Gigantes

¡Ojalá! podamos celebrar en septiembre San Fermín en Navarrería. Los más entrañables, “solo para la gente de Pamplona”.

Y ¡ojalá!, el próximo 6 de julio, recordemos esta pandemia como algo pasado y lejano. Y podamos vivir, de nuevo, con normalidad.

Brinda con nosotros.

Salud y buen Drinkup